MENU
gallina de los huevos de oro

by • June 10, 2015 • ArticulosComments (0)1112

La gallina de los huevos de oro y las herencias (Intercalación)

gallina de los huevos de oro

La gallina de los huevos de oro y las herencias (Intercalación)

Erase un país tan pobre, tan pobre, que ni siquiera poseía una vaca. En lugar de casas de cita tenía chozas de paja. Era el más pobre de la región y resulta que un día, su Presidente. Trabajando en Carondelet y lamentándose de su suerte, apareció un enanito verde que le dijo:

Señor Pdte. He oído tus lamentaciones y voy a hacer que la fortuna de tu patria cambie. Toma estas gallinas; son tan maravillosas que todos los días ponen huevos de oro y toma además la riqueza de la gente que la produce mediante impuestos. Pide prestado a los chinos y págales con petróleo.

El enanito desapareció sin más ni más y el Dictador llevó las gallinas a su oficina y endeudó al país y cobró impuestos. Al día siguiente, ¡oh sorpresa!, encontró muchos huevos de oro. Los puso en canastas, la plata de los impuestos cayó y cayó como tormenta, los créditos también llegaron y el Estado se llenó de riqueza. A los siguientes días el Dictador fue con las gallinas de oro a los mercados internacionales, donde vendió los huevos de oro a precio de huevos podridos.

Al mes siguiente, loco de alegría, encontró más huevos de oro. ¡Por fin la fortuna había entrado a su pais! Todos los días tenía  más huevos de oro y más impuestos de la gente que producía la riqueza.

Fue así que poco a poco, con el producto de la venta de los huevos, fue convirtiéndose en el Presidente más popular del sub continente. empero, una insensata avaricia hizo presa su corazón y pensó:

¿Por qué esperar a que cada día las gallinas pongan huevos de oro? Porque esperar que la gente productiva pague impuestos si es mejor quitarles sus herencias, tanto las que heredaran cuanto las que dejaran a sus hijos.

Pensó mejor  mato las gallinas de los huevos de oro y descubiré la mina que las bipedas plumes llevan dentro. tomaré tambien las herencias y descubriré la mina de oro que los contribuyentes llevan dentro.

Y así lo hizo pero en el interior de las gallinas no encontró ningunas minas. Tampoco encontró herencias de los ricos pues estos con sus dineros huyerón a países vecinos. A causa de la avaricia tan desmedida que tuvo el Dictador, este tonto proceder malogró la fortuna que el pais tenía.

( Intercalacion)
Pablo Guerrero Martínez
10 de junio-2015
Praga desde el exilio

happy wheels

Related Posts

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

%d bloggers like this: